Una “bala de plata” contra China

Es importante adelantarse a los demás y comenzar a proteger tu riqueza inmediatamente, ya que si esperas hasta que esta guerra comercial suba de nivel, probablemente tendrás que pagar precios más altos para hacerte con inversiones de metales preciosos.

 

“¿Ah sí? ¡Bueno, te voy a cobrar por cada pieza de acero que nos mandes!”

“¿De verdad? No me hagas reír: ¡¡ya no vamos a vender más Harley Davidson’s en nuestro país!!”

“¡Está bien! ¡A ver qué harás cuando dejemos de comprarte tus BMWs o Audis!”

“En ese caso, vamos a prohibir los jeans Levi’s. ¿Sabes qué? ¡Al demonio con las compañías estadounidenses de ropa!”

Y así como así, la competencia de quién puede gritar más fuerte comenzó…

Ahora parece que en este momento estamos al borde de una guerra comercial de escala global.

Claro que los políticos, economistas y dueños de negocios pueden ponerse de un lado o de otro y hacer argumentos elocuentes sobre los pros y contras de cada opinión.

Pero ese no es mi fuerte. En vez de eso, lo que quiero es mostrarte las mejores formas para hacer dinero a medida que el griterío económico continúa…

¿Cuál es la mejor forma de protegerte contra el caos?

Es muy difícil saber exactamente cómo se desarrollará una guerra comercial.

Sucede que estamos hablando de decisiones que serán tomadas por los mandatarios de muchas naciones diferentes. Esos mandatarios están encerrados en una “partida de ajedrez” (o mejor aún, una “lucha de poder”) por proteger y acelerar el crecimiento de sus economías.

Podríamos terminar viendo aranceles (básicamente impuestos en las importaciones) siendo aplicados a toda clase de productos y servicios.

O también podríamos ver diferentes acuerdos únicos entre naciones.

Y si bien no tengo forma de predecir exactamente cómo se desarrollará esta contienda mundial, lo que sí te puedo decir es que estamos entrando a un período mucho más caótico para la economía y los mercados financieros.

Así que bueno, ¿qué puede hacer un inversor cuando el caos entra a escena?

Fácil: metales preciosos.

Los metales preciosos, como el oro y la plata, han hecho un excelente trabajo ayudando a las personas a proteger sus riquezas –¡especialmente durante períodos caóticos!

Y si los inversores se ponen especialmente nerviosos, podríamos ver una oleada de compradores en estos dos metales preciosos, impulsando sus precios fuertemente al alza.

Así que bueno, ¿cuál es la mejor manera de jugar al alza en las compras de oro impulsado por las guerras comerciales?

Me parece que tengo la “bala de plata” perfecta para esto…

Maximiza tus ganancias con el impulso en los metales preciosos

Cuando se habla de inversiones en metales preciosos, la mayoría piensa inmediatamente en el oro. Después de todo, el oro es elemento más “precioso” en lo que refiere a su costo por onza.

Pero como inversor y trader, en realidad me llama mucho más la atención las ganancias que puedes esperar de la plata.

Hay dos razones principales por las que en este momento prefiero la plata sobre el oro.

Para empezar, la plata no es solo un metal precioso sino que además cumple varias funciones industriales. Existen muchísimos usos prácticos para la plata, incluyendo propiedades médicas, así como en semiconductores y otros productos tecnológicos. Súmale a esto que la plata es un componente clave de los paneles de energía solar (algo que tomará más y más importancia a medida que crece la demanda eléctrica).

Así que la demanda por la plata deberían tomar impulso no solo gracias los inversores que buscan la seguridad de los metales preciosos, sino también de varios sectores de la creciente economía que necesitan la plata para seguir en el negocio.

Segundo, en este momento la plata es mucho más barata en comparación con el oro de lo que ha sido en muchísimo tiempo.

Échale un vistazo al gráfico que encontrarás a continuación. Éste representa cuántas onzas de plata puedes adquirir con solo una onza de oro:

 

 

 

Mientras más bajo caiga la línea, más barato será la plata en comparación con el oro.

Tomando eso en cuenta, en este momento cuesta 80 onzas de plata para adquirir solo una onza de oro. Hace siete años, esa relación era mucho más cercana –solo 32 onzas de plata por una de oro.

Dada la fuerte demanda por el metal plateado en la economía global y, sobre todo, en la de Estados Unidos, anticipo que esta relación irá más hacia el nivel “normal”. Eso significa que el precio de la plata debería crecer mucho más rápido que el del oro.

De hecho, si vemos una suba del 50% en el metal dorado en el transcurso del año entrante, el precio de la onza de plata debería crecer un 100% –¡incluso más!

Ése es el tipo de crecimiento explosivo que puedes esperar de un área que está atrayendo mucho más capital de inversión, así como de un metal que ha estado creciendo mucho más rápido que el metal precioso común.

Para sacar provecho de este cambio, recomiendo invertir en plata física en la forma de monedas o lingotes. Sin embargo, también puedes especular en el precio de la plata con el ETF iShares Silver Trust (SLV), que sigue de cerca el precio actual de la plata.

Por último, puede que quieras invertir en acciones de mineras de metales preciosos que se enfoquen en la producción de este metal plateado. Compañías como Wheaton Precious Metals (WPM), Coeur Mining (CDE) y SSR Mining (SSRM) tienen operaciones importantes de plata, a las cuales les debería ir muy bien a medida que la plata se va alza. ¡Así que mantén estas acciones en tu radar!

Es importante adelantarse a los demás y comenzar a proteger tu riqueza inmediatamente, ya que si esperas hasta que esta guerra comercial suba de nivel, probablemente tendrás que pagar precios más altos para hacerte con inversiones de metales preciosos.

Zach Scheidt, desde Atlanta, Georgia

Para El Inversor Diario

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *